Donaciones
EL PERIÓDICO INSTANTÁNEO DEL ECUADOR
Donar
Conozca más
Edición #4866 |  Ecuador, sábado, 21 de abril de 2018 |  Ver Ediciones Anteriores
urgente

“SODA STEREO” INVESTIGADOS POR PRESUNTO FRAUDE FISCAL EN ECUADOR

4201

ECUAMEX

El Servicio de Rentas Internas de Ecuador (SRI) inició desde la primera semana de noviembre una investigación fiscal y tributaria al grupo argentino de Rock “Soda Stereo”, por su presentación cumplida en Guayaquil, el pasado 29 de octubre, bajo la presunción de fraude tributario, al haber registrado un contrato de honorarios increíblemente bajo, de solo $40 mil dólares, lo que no ha sido explicado hasta el momento por el empresario  ni por los artistas argentinos, y que puede terminar en una acusación ante la justicia ecuatoriana por fraude fiscal, con el consiguiente escándalo que conlleva descubrir que se habrían evadido impuestos en perjuicio del país, con el concierto “Me verás volver”, que se halla en boga estos momentos en todo el continente.

El Servicio de Rentas Internas (SRI) de Ecuador no lo podía creer cuando recibió para registro tributario el contrato de presentación del grupo argentino “Soda Stereo”, que cumplía su concierto al día siguiente, en el Estadio de Guayaquil, y que se entregó como pago de todo el espectáculo en calidad de honorarios de Soda Stereo un monto que ascendía a la suma de $10 mil dólares, que era todo lo se dejaba en tributos al Ecuador por la presencia de los argentinos.

Aparentemente el empresario estaba actuando bajo la norma legal, y entregaba ese pago de impuestos, porque, según la Ley de Régimen Tributario Interno, el Art. 33, señala expresamente sobre contratos por espectáculos públicos: “Las personas naturales residentes en el exterior y las sociedades extranjeras que obtengan ingresos provenientes de contratos por espectáculos públicos, pagarán el impuesto de conformidad con las disposiciones generales de esta Ley” o sea: el 25% de lo contratado.

Además, previa a la realización del espectáculo y a la autorización municipal, presentarán ante el SRI una garantía irrevocable, incondicional y de cobro inmediato, equivalente al diez por ciento (10%) del monto del boletaje autorizado, la que será devuelta una vez satisfecho el pago de los impuestos correspondientes.

Algo más: “Las personas naturales o jurídicas contratantes se constituyen en agentes de retención y declararán su renta con sujeción a esta Ley. Estos contribuyentes, no podrán hacer constar como gasto deducible una cantidad superior a la que corresponda al honorario sobre el cual se efectuó la retención”.

Horas antes de que se dé la presentación del anunciado grupo argentino, con el concierto “Me verás volver” el SRI Regional Guayaquil recibió el trámite número 10901200045316, con fecha 26 de octubre de 2007, por el cual se registraba el “Contrato de presentación del espectáculo público Soda Stereo” firmado entre el empresario ecuatoriano Luis Fernando Peralta, con el R.U.C. 1704377619001, y el representante del grupo el ciudadano argentino Carlos Mendiry, como manager de los artistas, que firma con el pasaporte 11802414N.

La cifra registrada en tal contrato es por los honorarios que cobraba el grupo por su presentación y que lo único considerado como válido va por la cantidad de $40 mil dólares americanos, pagaderos tras la presentación del grupo en el estadio “Alberto Spencer” en la ciudad de Guayaquil, a las 20h00 del 27 de septiembre de 2007.

En cumplimiento de las obligaciones legales, y como el empresario actúa como agente de retención del impuesto causado, y que debe pagar el grupo “Soda Stereo” se entrega como valor de pago la cantidad de $10 mil dólares americanos, correspondientes al 25% del IR. A más de ello, entregó una póliza de garantía del boletaje emitido, por la cantidad de $100.000 (cien mil dólares) avalada por Seguros Colonial.

Todo estaba autorizado para el concierto, y en efecto el mismo se cumplió en forma ordenada y con el éxito consabido.

Mientras los argentinos tocaban duro y fuerte en el escenario, el SRI asumió su función de control, y en cumplimiento de la ley, tal como lo había hecho en ocasiones anteriores, en los conciertos de Chayanne, en junio en Cuenca; Ricardo Arjona y, Julio Iglesias, en Quito, se hizo un control especial de la taquilla en conjunto con el Municipio de Guayaquil, tras haberse cerrado el espectáculo.

Y los resultados que arrojaron el conteo y reconteo de entradas fueron consignados en el Acta de Taquilla para Control de Espectáculos Públicos, del Municipio de Guayaquil, signada con el número 3798356, y que dice exactamente:
 
 
Boletos vendidos
Boletos cortesía
CATEGORIA
VALOR ENTRADA ($)
Cantidad
Valor ($)
Cantidad
Valor ($)
Platinum 2
300
671
$201,300
117
$35,100
Golden
175
2,331
$407,925
515
$90,125
Vip
125
2,016
$252,000
513
$64,125
Cancha
35
9,566
$334,810
1,810
$63,350
Tribuna normales
30
7,632
$228,960
0
$0
Preferencia
25
5,351
$133,775
661
$16,525
General
15
3,109
$46,635
570
$8,550
 
 
30,676
$1’605,405
4,186
$277,775
 
 
 
 
 
 

La suma total de los boletos manejados para la tributación arroja un valor de $1’ 883.180

Tras mirar estas cifras, el Director del Servicio de Rentas Internas, Carlos Marx Carrasco, entrevistado por el periódico electrónico  Ecuadorinmediato.com, explica el proceso a seguir en este caso: Hay que sumar el total de todo ese valor para cobrar los tributos, más  el 10% para los Municipios, que son valores cobrados en el boletaje, por lo que el empresario, debe cancelar el monto de impuestos causado por el tema.

Pero hay algo más, y es que es impactante el que la empresa y el empresario promotores del espectáculo hayan entregado $277.775 dólares para regalar sus boletos a más de 4.186 personas, pues, si bien ha extendido más un cuarto de millón de dólares por las cortesías, debe proceder a pagar el impuesto, porque no se puede donar los tributos del fisco nacional, señala el Director del SRI.

Carlos Marx Carrasco afirma que, aparte de ello, el empresario debe proceder a descontar los costos que se desprendan del espectáculo, que para el caso, dice, es una cifra impresionante, superior a lo normal, que llega a $260 mil dólares, que si es que lo justifica el empresario, más los $40 mil cobrados por el grupo, debe procederse entonces sobre un saldo potencial real de un millón trescientos mil dólares a cobrar el 25% del valor correspondiente al Impuesto a la Renta, es decir, que se debería pagar un valor neto aproximado de más de $325 mil dólares  que deben ser pagados por el empresario ecuatoriano al Estado nacional, y ese valor debe ser entregado el próximo mes de marzo o abril del 2008, que corresponde al tiempo en que deben hacerse las liquidaciones y pagos del Impuesto a la renta percibida.

Es decir, hasta aquí, aparentemente no hay delito ni infracción alguna de Luis Fernando Peralta… pero:

¿POR QUÉ TAN BARATO EN ECUADOR?

El retorno del grupo argentino Soda Stereo fue altamente promocionado como un espectáculo costoso. En las cifras de las crónicas de farándula internacional se habló siempre de un posible beneficio de más de $6 millones de dólares por las presentaciones en diversos países, y de entre ellos, Ecuador.

¿Cuánto cobra Soda Stereo por presentarse en el exterior? para el mundo del negocio del espectáculo siempre será un secreto que no puede ser revelado fácilmente, a menos que el propio empresario lo diga, o lo declare en los sistemas de tributación de los países.

Sin embargo, el valor de “Un Millón de dólares” por presentación de Soda Stereo proviene como precio referente desde el Perú.

En efecto, la agencia peruana de noticias Andina publicó la información en casi todos los medios de comunicación limeños, el pasado 9 de agosto de 2007, en la cual señalaba que la jefa de prensa de la agrupación Soda Stereo, Cintia Finkelstein, indicó que: “la banda argentina no se presentaría en el Perú, para el 8 de diciembre en el Estadio Nacional”, como especuló una radio local.

Las declaraciones de los empresarios de espectáculos Jorge Ferrand, Jorge Fernández, Lalo Ponce y Hernán Val, quienes en diferentes oportunidades han llevado a Soda Stereo al Perú, dieron esa pauta, ya que la agencia Andina habló con estos empresarios, quienes manifestaron que la suma solicitada por la agrupación argentina -un millón de dólares- supera las posibilidades de los bolsillos peruanos y que recuperar la inversión ‘no sería tarea fácil’.

"Desgraciadamente nos pedían un millón de dólares. A ello se suman los impuestos, lo que conllevaría a expender entradas a precios inaccesibles", explicó Ferrand. "Lamentablemente hay mucha ansiedad para que Soda Stereo se presente en Lima, pero lo más seguro es que no venga porque nuestra legislación no ayuda con los tributos", explicó Koki Fernández.

Con los antecedentes citados, al Servicio de Rentas Internas, en Ecuador, les parece inaudito que un grupo de tanto nivel cobre tan bajo costo en nuestro país, a menos que se trate de una posible acción para evadir el pago de los impuestos, y eso es lo que movió a investigar todo este movimiento.

Llenos de dudas, en el SRI se preguntan hasta ahora: o la empresa Team Producciones, que presentó el espectáculo en Guayaquil, realmente consiguió una rebaja impresionante para traer al grupo argentino, o no se ha dicho toda… toda la verdad sobre el tema.

¿POR QUÉ INVESTIGA EL SRI A SODA STEREO?

El director del SRI señala que una investigación en este caso es triple, ya que primero va hacia el grupo que presentó el espectáculo, por considerar que pudieron haber cobrado más allá de la cifra registrada, lo cual implica un supuesto perjuicio al fisco por el pago de impuestos que le correspondía pagar en Ecuador a los argentinos de Soda Stereo, quienes al abandonar el país, sin cumplir con esta obligación, generan un conflicto legal penado por las leyes ecuatorianas.

La segunda parte de la investigación se la dirige hacia el organizador del espectáculo, es decir, hacia el empresario Luis Fernando Peralta y la empresa Team Producciones para investigar el pago efectuado y así consignar los verdaderos valores que fueron los cancelados.

Y, finalmente, la investigación va al campo estrictamente tributario, para determinar con precisión el valor de los impuestos causados por este espectáculo, y que debieron entrar al fisco nacional, por ser obligaciones de ley.
Para el SRI, según Carlos Marx Carrasco, la investigación a este caso del grupo rockero argentino tiene dos fines: el primero, lograr que se recupere el pago de los impuestos no pagados por los artistas, y en segundo lugar, determinar la existencia de los debidos indicios de un delito tributario que debe ser investigado por la Fiscalía General de la Nación para el correspondiente enjuiciamiento y la debida sanción penal.

El punto de la investigación está determinado en que el peso de la carga prueba, según la legislación tributaria de Ecuador, lo tiene que demostrar la administración tributaria y no el contribuyente, por lo cual debe averiguarse con precisión la existencia de la irregularidad, afirma el director del SRI.

LAS SOSPECHAS Y SANCIONES POR DEFRAUDACION FISCAL

Una vez que se conoció del tema, de inmediato se lanzó el interrogante: ¿Qué va a hacer el SRI, y cómo acusar a un hecho pasado y a un grupo extranjero famoso que ya se fue de Ecuador?

El Director Carlos Marx Carrasco aclara que es al SRI al que le corresponde la investigación, y algo más, por ley, es a este organismo al que se le obliga el presentar la denuncia correspondiente ante el Ministerio Fiscal General de la República.

¿Y bajo qué figura delictiva se puede acusar a una persona en este caso? Pues el jurista Ramiro Aguilar Torres, quien fuera el asesor principal en la promulgación de la Ley de Régimen Tributario de Ecuador, explica que corresponde aplicar el artículo Art. 342, el cual señala que “Constituye defraudación, todo acto de simulación, ocultación, falsedad o engaño, que induce a error en la determinación de la obligación tributaria, o por los que se deja de pagar en todo o en parte los tributos realmente debidos, en provecho propio o de un tercero”.

Siendo más puntuales aún, Aguilar Torres explica que se tipifican como casos de defraudación fiscal, de acuerdo con el 344 de la misma ley, en su numeral 3ero, a “La omisión dolosa de ingresos, la inclusión de costos, deducciones, rebajas o retenciones, inexistentes o superiores a los que procedan legalmente y, en general, la utilización en las declaraciones tributarias o en los informes que se suministren al Servicio de Rentas Internas, de datos falsos, incompletos o desfigurados, de los cuales se derive un menor impuesto causado”.

 Es más, según el mismo artículo, el jurista expone que se añade, justo para este caso que estamos tratando, que: “En el caso de la declaración de retenciones en la fuente, constituye defraudación el hecho de no incluir en la declaración la totalidad de las retenciones que han debido realizarse, el efectuar las retenciones y no declararlas o el declararlas por un valor inferior. En este caso, la sanción se calculará sobre el valor de la retención no efectuada o no declarada”.

La sanción para estos casos, una vez denunciada ante la justicia ordinaria, es de prisión de seis meses a tres años para los contribuyentes que se encuentren incursos en los casos de defraudación, según el artículo 345 del citado código tributario, independiente de las sanciones administrativas aplicables y demás leyes tributarias.

Finaliza su explicación Ramiro Aguilar al detallar que “La responsabilidad por este delito recaerá en las personas que presenten la declaración por cuenta propia o en representación de terceros o de sociedades y en las personas que dolosamente hayan participado en la infracción. En el caso de personas jurídicas, sociedades o cualquier otra entidad que, aunque carente de personería jurídica, constituya una unidad económica o un patrimonio independiente de la de sus miembros, la responsabilidad por falta de declaración recae en su representante legal, si se establece que su conducta ha sido dolosa”.

La ley tributaria manda como una obligación del SRI en Ecuador el formular la denuncia y luego actuar como parte en el juicio, deduciendo oportunamente la correspondiente acusación particular, cuando en sus actos firmes o resoluciones ejecutoriadas o en sentencias judiciales ejecutoriadas se establezca la presunción de la comisión de una defraudación tributaria.

 Por esa razón, el SRI ha encaminado ya las investigaciones contra Soda Stereo, su representante, sus integrantes y todos aquellos que habrían participado en este hecho que se presume ilegal en la ley de Ecuador.

AUSENCIA DE RESPUESTAS

Con todo el tema investigado, decidimos buscar una respuesta en la empresa que montó el espectáculo “Me verás Volver” de Soda Stereo, en Ecuador.

A los artistas argentinos no hay manera de contactarlos, ya que se hallan en gira por todo el conteniente, y no existe opción de lograr una respuesta a este tema.

Ubicados telefónicamente algunos de los representantes públicos de la empresa Team Producciones, por este caso, por nuestro periódico electrónico, no nos supieron dar una respuesta.

Luis Fernando Peralta no asoma ante los llamados que se le hacen; el teléfono que registró en el acta de juzgamiento de la taquilla ante el Municipio de Guayaquil es -extrañamente- el de su domicilio particular en Quito, no el de la empresa auspiciante del espectáculo.

Diego Jara, que actúa como el vocero de prensa, señaló que no se le puede ubicar al empresario firmante, Luis Fernando Peralta, pero que no es él quien debe responder por este hecho sino la vocera principal de la empresa, la señora Cristina Plaza, quien se halla fuera del país y vendrá el próximo mes, explicó, al tiempo de facilitar un teléfono de oficinas donde se pueda ubicar al citado señor Luis Fernando Peralta. Pero, en dichas oficinas tampoco se responde por esta persona, y tampoco se aclara la interrogante: ¿Por qué cobró tan barato en Ecuador Soda Stereo?

El tema tiene tendencia a ampliarse más aún, ya que en el SRI quieren averiguar como logra convencer a los artistas para que sus costos sean tan bajos en el país, ya que el mismo Luis Fernando Peralta aparece firmando un contrato para la presentación de Julio Iglesias, un valor de $ 20.000, contrato firmado por Carlos Daniel Tomás, representante del artista, por su gira nacional en julio de este año entre Quito, y Guayaquil.

Estas preguntas quedan todavía sin solución, y por eso, el SRI sigue la investigación.

Fuentes: Cifras y datos de Registro SRI
Autor: UNIDAD DE INVESTIGACIÓN ECUAMEX

Comentarios

Liberación de responsabilidad y términos de uso:

El espacio de comentarios ofrecidos por EcuadorInmediato, tiene como objetivo compartir y conocer sus opiniones, por favor considere que:

  • El contenido de cada comentario es responsabilidad de su autor, no representa ninguna relación con EcuadorInmediato.
  • Usamos la plataforma Disqus para identificar los autores de cada comentario, de tal forma que podamos crear una comunidad.
  • Todo comentario que atente contra la moral, buenas costumbres, insulte o difame será eliminado sin previo aviso.

Este espacio es suyo por favor utilícelo de la mejor manera.