Donaciones
EL PERIÓDICO INSTANTÁNEO DEL ECUADOR
Donar
Conozca más
Edición #4866 |  Ecuador, sábado, 20 de octubre de 2018 |  Ver Ediciones Anteriores

Campo de batalla ecológico en amazonía de Ecuador por Texaco

2004-08-18 17:04:32
Sucesos
1848

Versión del Houston Cronicle/USA

En medio de este desolado pueblo selvático ecuatoriano, la gigante Chevron Texaco defendió el miércoles su inocencia ante las acusaciones de contaminación en la amazonia de este país.
Están previstas al menos 122 visitas a piscinas tóxicas que según los demandantes de Texaco envenenaron la zona tras la operación de la compañía, desde 1970 hasta 1992. El miércoles se cumplió la primera inspección.

Pese a estas acusaciones, los abogados de Chevron Texaco defendieron a la compañía en el terreno, reiterando que la empresa estatal Petroecuador, socio mayoritario mientras los norteamericanos estuvieron en Ecuador, debe asumir las acusaciones en contra de la empresa, según un acuerdo firmado en 1996.

'Estas inspecciones no tienen valor jurídico alguno', sostuvo Alfonso Callejas, abogado de la compañía, y asegurando que los demandantes realizaron visitas 'furtivas', previas a la indagación legal, tratando de presentar un escenario 'premeditado' para el juez de Lago Agrio, Efraín Novillo.

Un centenar de personas, entre ellas una treintena de periodistas, soportaba el candente sol de más de 30 grados, escuchando los alegatos de acusadores y acusados que proferían sus discursos bajo una carpa.

'Aquí, en el campo de batalla, se demostrará que Texaco contaminó el territorio ecuatoriano, y tiene que hacerse cargo ella, y nadie más, de los daños', dijo el abogado de los demandantes Alberto Wray, atentamente mirado por Bianca Jagger, activista por los derechos humanos y ex esposa del rockero inglés Mick Jagger, líder de los Rolling Stones.

'Esto es un circo', dijo a la AP, Christopher Gides, vocero de la Chevron Texaco, al ver a seis técnicos llevados al sitio por los demandantes, y que utilizaban trajes blancos, guantes, gafas, cascos, y protectores para respiración.

Sin embargo, y pese a que Texaco aseguró que nunca ha amenazado a la salud humana, para varios vecinos de este lugar no es cierto.

'Tenemos dolor de estómago, mareos, hongos en la piel, y constantes enfermedades', dijo Elías Zurita, un hombre de 40 años que vive desde hace 8 a tres metros de una antigua piscina tóxica que Chevron Texaco asegura que está 'reparada', y a cuyas orillas se realizó la audiencia legal.

Insiste que no puede perforar pozos para sacar agua pues en más de cuatro intentos, de los hoyos emanaba pestilentes olores y agua impregnada de lo que asegura es petróleo.

Sus vecinos opinan igual o peor.

Noemí Delgado, y Marcial Zurita, mostraron ante la prensa su terreno, adyacente a la extinta piscina, y de la que rebosaba barro negro.

Otros vecinos del lugar que evitaron identificarse enseñaron a periodistas pequeños niños con sus brazos llenos de granos ocasionados, afirman, por contaminación a través del agua con tóxicos.

Sin embargo, ninguna de las personas de este pequeño barrio, no forma parte del juicio que 30.000 habitantes de la amazonia iniciaron en octubre del 2003, en la corte de Lago Agrio, a 180 kilómetros al noreste de Quito.

Luego de los alegatos, equipos de expertos de las dos partes iniciaron lo que será una ardua, larga y hasta tediosa, visita a 122 campos para probar las acusaciones o liberar a Chevron Texaco de culpa.

Según técnicos de los demandantes, recuperar a la zona podría costar más de 6.000 millones de dólares.

Comentarios

Liberación de responsabilidad y términos de uso:

El espacio de comentarios ofrecidos por EcuadorInmediato, tiene como objetivo compartir y conocer sus opiniones, por favor considere que:

  • El contenido de cada comentario es responsabilidad de su autor, no representa ninguna relación con EcuadorInmediato.
  • Usamos la plataforma Disqus para identificar los autores de cada comentario, de tal forma que podamos crear una comunidad.
  • Todo comentario que atente contra la moral, buenas costumbres, insulte o difame será eliminado sin previo aviso.

Este espacio es suyo por favor utilícelo de la mejor manera.