Donaciones
EL PERIÓDICO INSTANTÁNEO DEL ECUADOR
Donar
Conozca más
Edición #4866 |  Ecuador, domingo, 23 de septiembre de 2018 |  Ver Ediciones Anteriores

6 AÑOS DE PRISIÓN PARA JORGE GLAS PIDE FISCALÍA

1227

LA HORA

Que se dicte la pena máxima contra el vicepresidente sin funciones, Jorge Glas, es decir seis años de cárcel, pidió ayer el fiscal general del Estado, Carlos Baca Mancheno.

Esto lo hizo en una jornada en la que los abogados de todos los procesados por el caso de asociación ilícita dentro de la trama de corrupción de Odebrecht debían dar sus alegatos de cierre, previo a la deliberación y sentencia de los jueces Édgar Flores, Sylvia Sánchez y Richard Villagómez.

La jornada comenzó con el caso de Glas y el Tribunal escuchó los alegatos respecto de los otros procesados. Las intervenciones en torno al Vicepresidente sin funciones duraron toda la mañana y el principio de la tarde.

Los detalles

Luego de un análisis sobre la existencia de la infracción de acuerdo con el artículo 369 del Código Penal anterior, vigente en la época de los hechos, el Fiscal explicó que el testimonio de José Conceição Santos confirmó una teoría del caso sostenida en otras pruebas, como por ejemplo las asistencias penales de EE.UU., Panamá y Brasil. En ellas se confirmó que Odebrecht, por medio de coimas, obtuvo proyectos de Sectores Estratégicos y la protección de la Contraloría General del Estado, encabezada por Carlos Pólit.

Baca también resaltó los testimonios de antiguos altos funcionarios del correísmo (Alexis Mera, Rafael Poveda, Marco Calvopiña y Eduardo Barredo), así como de Ricardo Rivera y de Santos. Dijo que estos sirvieron para verificar que Glas tenía el control integral sobre los Sectores Estratégicos, lideró la expulsión y el retorno de Odebrecht, y estaba protegido por el poder político. “La capacidad, injerencia y ejercicio del poder de Glas era algo que a Odebrecht le convenía tener de su lado”, explicó a los jueces.

Para Baca Mancheno, no hay duda de que Rivera era el intermediario de su sobrino, Jorge Glas, hasta junio de 2016. “Rivera en su versión no controvierte reuniones ni su petición de dinero para la campaña de ‘Vidrio’”.

Agregó que el papel de Glas se puede verificar, por ejemplo, en la gestión de los créditos para obras que se asignaron a Odebrecht, como Manduriacu y Daule-Vinces, ante el Banco de Desarrollo del Brasil. Glas habría hecho su parte del trabajo: logró que esos proyectos se declararan prioritarios. Todo esto en un marco de acción que se resume en las palabras de Alexis Mera: Jorge Glas contaba con toda la confianza del expresidente, Rafael Correa, y tomaba las decisiones.

Otro dato fundamental, según expuso, es que en 2010 Rivera intermedió en negocios de Glory International con Odebrecht, y 5 años después, su sobrino le alertó por correo electrónico sobre una denuncia contra Rivera por este hecho, tras contratar un estudio jurídico en EE.UU. que realizó esta investigación a pedido de Glas.

Baca Mancheno pidió la sentencia máxima señalando como agravante que Glas era funcionario público y ejercía algunas de las más altas funciones del Estado.

Réplica

Eduardo Franco Loor inició el alegato de cierre en defensa de Glas cuestionando que se le aplique el Código Penal anterior y no el actual, ya que, según su criterio, entre las dos tipificaciones del delito de asociación ilícita hay cambios. El abogado tuvo exabruptos durante su intervención, ya que calificó de “cantina” a la audiencia y le gritó a Baca Mancheno “aprenda, señor fiscal”, por lo que el tribunal penal le multó.

Argumentó que “no hay ningún delito que se llame soborno”, en la legislación penal ecuatoriana, en alusión a la utilización de esa palabra en la explicación del fiscal. Franco Loor afirmó que no hubo asociación ilícita ya que, con excepción de Ricardo Rivera, los procesados no se conocían.

También pidió que se anulara la acusación particular de César Montúfar, ya que dijo que la asociación ilícita no es un delito contra el Estado, por lo cual, en este caso la ciudadanía no puede ser víctima. Gran parte de su intervención dedicó a cuestionar que se haya emitido dictamen abstentivo contra Santos, afirmando que en Brasil no hay sentencia en su contra y que si la hubiera, no estaba homologada en Ecuador. “El fiscal obtuvo la impunidad de este señor”, dijo Franco Loor, ante lo cual Baca ratificó que la sentencia existe y que Santos está condenado a una pena de 8 años. Manifestó que Glas, de hecho, logró que Odebrecht pagara sus daños por el escándalo de la Hidroeléctrica San Francisco y que afirmar que él ‘negoció’ el retorno “da ganas de llorar”. Por eso, solicitó que mediante sentencia, se ratifique la inocencia de Glas y se le devuelva la libertad.

Intervención de acusador

° Julio César Sarango realizó la intervención en nombre del acusador particular César Montúfar, por lo que también pidió la pena máxima para el vicepresidente Glas y una reparación integral de 14,1 millones de dólares en beneficio del Estado, por estos actos de corrupción. Para él no hay duda de la participación de Glas en el entramado, ya que Olga Muentes, su secretaria, confirmó que Ricardo Rivera lo llamaba al despacho, ella coordinaba las reuniones con Santos y lo hacía pasar a la Vicepresidencia sin registrarse. Además, recordó que esas reuniones ocurrieron en el contexto de los chats en que Santos le pedía a Rivera reunirse con Glas.

Comentarios

Liberación de responsabilidad y términos de uso:

El espacio de comentarios ofrecidos por EcuadorInmediato, tiene como objetivo compartir y conocer sus opiniones, por favor considere que:

  • El contenido de cada comentario es responsabilidad de su autor, no representa ninguna relación con EcuadorInmediato.
  • Usamos la plataforma Disqus para identificar los autores de cada comentario, de tal forma que podamos crear una comunidad.
  • Todo comentario que atente contra la moral, buenas costumbres, insulte o difame será eliminado sin previo aviso.

Este espacio es suyo por favor utilícelo de la mejor manera.