1ra. RUTA GASTRONOMICA "Baños - Zamora"

 

El reloj marcaba las 9h00 cuando emprendimos la 1ra. RUTA GASTRONÓMICA "Baños - Zamora", empezamos comprando: melcochas, dulces de guayaba y arrope de mora para acompañar el viaje.


A las 10h30 llegamos a mi ciudad natal Riobamba y por falta de tiempo no pudimos pasar por el mercado La Merced (en el centro) para degustar uno de los mejores hornados del país. Seguimos nuestro camino comiendo los dulces de guayaba y las melcochas y contemplando los hermosos paisajes que tenemos y debemos valorar!!!

A las 13h00, pasamos conociendo el proceso y degustando las famosas "Cascaritas de Chancho", que acompañadas de llapingachos, fritada, maduros fritos, choclos y una gaseosa (por lo general de manzana) son un plato típico de la zona de Azogues. Consiste en sopletear al chancho con la ayuda de manteca del mismo hasta obtener un cuero delgado y crujiente NO reventado, quitando la grasa y sazonando solo con sal está listo para propios y extraños como fue en mi caso.....

Gracias a todas las personas de este amable kiosco a la vereda de la panamericana....

Eran las 14h30 y llegamos al famoso "Chancho a la Barbosa" a la salida del sur de Cuenca, una preparación que viene del apellido de un Uruguayo que cocinaba el chancho a la brasa en rotación constante y con diferente condimento que del hornado, que lastimosamente los cocineros de este paradero no me quisieron dar la receta, pero del dejo con las imágenes para que se den cuenta que en nuestro hermoso país hay un sin número de preparaciones que debemos conocer y probar por lo menos una vez en nuestras vidas...

Pero el viaje debía seguir hacia el sur del Ecuador y el reloj ya marcaba las 15h30, sin más preámbulos y con el corazón contento obviamente por que la barriga ya estaba llena, ah y con un chocolate semi-amargo con cacao de la provincia del Oro en nuestros paladares llegamos a Loja tipo 19h00.

En la mañana un rico y contundente desayuno basado en café pasado de la zona, un tamal con manteca de chancho (que al final de convirtieron en 3, jaja), pan de dulce y de sal de piso y media quesadilla bañada con arrope de mora, salimos hacia Zamora. En menos de 35 minutos ya sentíamos la diferencia de clima y de la flora y fauna. Llegamos a Zamora con una puntualidad como era de esperarse ya que fuimos recibidos por el enorme y emblemático reloj en la montaña.

Pasamos 3 días de unión y relajación familiar en Zamora, desayunando un exquisito molo (majado) a base de plátano verde, sofrito de achiote o aceite con cebolla blanca y queso, acompañado de jugo natural y café de la zona, este café un poco más liviano en cuerpo que el de Loja. Además comimos fritada, morcillas de sal y de dulce, chanfaina y chicha. Es hora de regresar, de disfrutar y descubrir nuevos sabores de nuestra Comida Típica. Porque sencillamente las manos que la preparan están "Resaltando lo Nuestro".

Ver mas Rutas |Imprimir esta receta | Más recetas >>